Testimonios|31 julio, 2012 11:24 AM

Diego Velázquez, con esclerosis múltiple, a hora y media de McCormack

Imaginen las dificultades que implica el triatlón, uno de los deportes más duros y sacrificados del mundo, para una persona con un miembro amputado o en silla de ruedas. Parecen insalvables, pero diez paratriatletas volvieron a corroborar en el Mundial de Vitoria que las discapacidades físicas no siempre son impedimento para un espíritu luchador. Su afán de superación les engrandece como máquinas perfectas de resistencia y voluntad.
Solo así se explica que Diego Velázquez, quien sufre esclerosis múltiple desde hace 14 años, concluyera un circuito de 4 kilómetros de natación, 120 en bicicleta y 30 a pie en 6h.54.26, a menos de hora y media del campeón en la categoría de élite, Chris McCormack. La suya es una proeza que no se mide en dinero ni en repercusión mediática, sino únicamente en orgullo y satisfacción personales. El deporte ha ralentizado una enfermedad degenerativa que en su primer diagnóstico pronosticaba la parálisis corporal a medio plazo. El arandino, quien ha participado en ocho Ironman, fue el único paratriatleta que disputó el Mundial en la categoría Tri 3.
Christian Troger también se colgó su medalla en solitario. El austríaco, quien cruzó la meta con un dorsal de Tri 2 tras 9h.33.26, quiso devolver el apoyo del público y lanzó hacia el graderío un ramo de flores que acompañaba al oro de su victoria. En el grupo Tri 4, dos españoles recogieron sus galardones de manos de Alfredo Iturricha, concejal de Servicios a la Ciudadanía y Deportes en Ayuntamiento de Vitoria. El oro fue a parar al cuello de Juan Antonio Rodríguez (7h.20.13), campeón de España Paratriatlon de media distancia hace un año. Por su parte, José Luis Merino (8h.15:28) se llevó la plata.
El donostiarra Mikel Garmendía encabezó la clasificación en Tri 5. Con 20 años, perdió la pierna izquierda de la rodilla para abajo en un accidente de coche. Para salir del bache utilizó el deporte, que siempre le ha gustado. «Siempre sentí admiración por los triatletas y en 2009 me decidí a intentarlo. En España era pionero en mi categoría. Abrí el camino a otros a ‘puro huevo’». En Tri 6, el único paratriatleta que compitió fue Moisés Osuna
 
A los 71 años
Juan Antonio Fernández se proclamó vencedor del open tras finalizar el Mundial diez minutos después que la suiza Caroline Steffen, quien quedó primera en la categoría de élite. España también se llevó otros tres oros en los 22 grupos de edad. Los cabezas de lista fueron Marc Hurtado en el rango de edad comprendido entre 20 y 24 años y Ruth Brito (30-34) quien hizo un tiempo de 6h.57.49.
La pareja de Eneko Llanos coincidió con el subcampeón del mundo en resaltar el gran ambiente que vivieron los participantes a lo largo de la prueba. «He corrido en muchos países, pero nada comparable a lo que me ha sucedido hoy -por el domingo- aquí». Pedro Oviedo barrió en su categoría senior (55-59), tras concluir el Mundial a 6h.31. El estadounidense Neal Genda, de 71 años, fue el último corredor que atravesó la línea de llegada. Once horas de esfuerzo le llevó culminar su hazaña.
 
Etiquetas: ,
  • Share this post:
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg